En el mundo moderno, hay pocos ejemplos de seres humanos que encarnen las cualidades que derivan de la comprensión de la naturaleza de la mente. Así que nos resulta dificil imaginar una iluminación o la percepción de un ser iluminado, y más dificil todavía comenzar a pensar en que nosotros mismos podemos convertirnos en iluminados.

…….Aún en el caso de que pudiéramos pensar en la posibilidad de una iluminación, una sola mirada a lo que compone nuestra mente -enojo, codicia, celos, desprecio, crueldad, lujuria, miedo, ansiedad y agitación- minaría para siempre la esperanza de conseguirla.

…..….La iluminación….es real; y cada uno de nosotros puede, quienquiera que seamos, en las circunstancias correctas y con la preparación apropiada, comprender la naturaleza de la mente y conocer por tanto lo que es inmortal y eternamente puro en nosotros. Ésta es la promesa de todas las tradiciones místicas del mundo, y ha sido cumplida y está siendo cumplida en incontables millares de vidas humanas.

Sogyal Rimpoche (El Libro tibetano del vivir y del morir).-

BODHISATTVA

Categoria: Reflexiones

Te Gusta Este Post? Suscribete a nuestras RSS y te mantendremos informad@!!!